domingo, 18 de mayo de 2008

Escapismo vital


-¿Y para qué preocuparme? Lo de mi marido ya no lo resuelve nada ni nadie, nunca: ni las cuentas en Suiza, ni lo de los puticlubs ni lo de las tragaperras. Lo de mis hijos, a estas alturas de su vida, tampoco, y ya he gastado demasiado en psicólogos. Mis padres, da igual que cumplan años, porque éstos no les hacen más sabios sino más contumaces en sus propias estupideces y venganzas recíprocas. Las dos zorras que tengo por compañeras en el bufete, por mucho que les haga o les diga, seguirán conspirando y haciéndome la vida imposible. El estúpido de Rafa sólo seguirá viendo en mí un cuerpo apetecible y revisable cada dos o tres semanas. Y por supuesto la vecina del chalé de enfrente seguirá dejando que su perro deposite sus mierdas delante de la puerta del garaje. En cuanto a mí, mi cleptomanía infantil y los restos de psicodelia sesentayochista han combinado fatal con mi estrés recurrente y una fallida serie de dietas y deliciosas operaciones de estética. Así que, teniendo en cuenta que estoy en un país hermoso donde abundan la arena y el sol, la brisa suave y los cócteles más dulces, con las cuentas comunes transferidas íntegras a mi nombre en este paraíso, que también lo es para las cuestiones de dinero, creo que no deberé preocuparme de nada, de nadie; ni siquiera de mí misma. Así que ahí se quedan todos. Y aquí me quedo yo. Lejos. Y al sol.

7 comentarios:

Perlita dijo...

¡Qué buena decisión sería esa para una amiga que tengo...! Desgraciadamente, no todo el mundo puede desinteresarse así de problemones y circunstancias amargas porque ni se tiene valentía, ni cuenta en Suiza.
Eres un maestro describiendo situaciones límite y perfiles llenos de originalidad...
Un abrazo.

Anónimo dijo...

Muchas cosas en la cabeza.
Hay que hacer al mundo partícipe de su universo¿No es así?

MONTENEGRO

dintel dijo...

Así se habla.

Frabisa dijo...

Qué posición más indolente y apetecible la de la protagonista de tu fotografía!!
No me extraña que tu cámara sagaz la hubiese captado en todo su esplendor, no se puede estar más seductora, jajajajajaja (se puede, claro, pero ésta es de las más).

El relato es tan creíble que hasta parece que le oigo el timbre de voz, chulesca y de vuelta de todo. Una visión real y una postura inteligente ante los avatares de la vida y su entorno.

Además, deja una sonrisa, no se puede pedir más.

un beso

Lyra dijo...

Qué carácter tiene la mujer... Y pobre familia...

Sibyla dijo...

Lo mejor a veces es pensar en una misma y disfrutar del SOLLLLL!!

Besines:)

Alu dijo...

Hay veces que es mejor tomarse unas vacaciones y descansar de todos los pequeños conflictos que hayan surgido. Es una chica lista, qué le den a todo! XD!

Un beso!

AVISO A VISITANTES

Todas las imágenes (salvo excepciones indicadas) y los textos que las acompañan son propiedad del autor de esta bitácora. Su uso está permitido, siempre que se cite la fuente y la finalidad no sea comercial
Si alguien se reconociera en alguna fotografía y no deseara verse en una imagen que puede ver cualquiera, puede contactar conmigo (fredarron@gmail.com), y será retirada sin problema ninguno.